Preguntas frecuentes

Elegí grupos de preguntas
  • ¿Cómo se entiende el contenido del shock biológico?

    La percepción individual de una situación de trauma inesperado, determinada por nuestras creencias, nuestros condicionamientos, nuestros valores y nuestras expectativas, determina el “cómo vivo” esta situación. De esta parte del proceso se encarga la PSIQUE. El “Cómo lo vivo” será interpretado inconscientemente por nuestro cerebro, que encenderá, en consonancia interpretativa con esta percepción, un Programa Biológico de la Naturaleza con pleno sentido para ASISTIR al individuo ante esta situación INESPERADA que amenaza con su supervivencia.
    Consecuentemente el cerebro emitirá una orden al órgano involucrado para que modifique su función, cambie su estructura, prolifere o se reduzca. Esto dependerá de ese contenido conflictual y de la necesidad de adaptación o re-adaptación emergente de esta situación de amenaza real o figurada.
    Se configura aquí un suceso sincrónico en tres niveles, PSIQUE-CEREBRO-ÓRGANO, perfectamente controlado por el cerebro y con pleno sentido biológico.
    Veamos un ejemplo
    Un hombre le dice a su esposa que quiere divorciarse. Este incidente toma por sorpresa a la mujer. Es esta una situación que podríamos llamar de “separación”, pero no necesariamente representar un conflicto de separación biológico. Dependerá de la percepción de esta mujer (el cómo lo vive).
    El cómo lo vivo…
    -Esta mujer podría percibir esta situación como un conflicto de pérdida, que involucra sus ovarios.
    -Podría interpretar esta situación como un conflicto de inanición, si no sabe cómo va a abastecerse luego de la separación, y esto afectaría su hígado.
    -Podría experimentar esta situación como un conflicto de abandono, lo que involucraría sus riñones.
    -O podría experimentarla como una situación de desvalorización por no sentirse apta como esposa, lo que afectaría sus huesos.

    Entonces que la mujer desarrolle osteoporosis, cáncer de ovario, cáncer de hígado o que aumente considerablemente de peso (por retención de líquidos – hiperfunción renal), dependerá de la asociación inconciente en relación a su divorcio.
    Tan pronto como se lleva a cabo esta asociación el programa Biológico de la Naturaleza con pleno sentido se activa instantáneamente. El propósito de este SBS es poner a todo el organismo en posición de facilitar la resolución del conflicto. ES ESTE, SIN DUDAS, EL NUEVO PARADIGMA DE LA MEDICINA.

  • ¿Dr. Hamer, qué le motivó a investigar el cáncer y a hacer conexiones entre la psique y las enfermedades?

    No me ocupé de esto realmente hasta el 1978. Era doctor de medicina interna y había trabajado en clínicas universitarias durante quince años, cinco de ellos como profesor. Tenía también mi práctica privada y la tuve por algunos años hasta 1978. Pero entonces sucedió algo terrible: mientras dormía en un bote, mi hijo Dirk fue abaleado, sin razón, por un loco, un príncipe italiano. Este fue un choque terrible para mí, repentino e inesperado, y me sentí incapacitado para reaccionar.

    Los eventos o conflictos cotidianos no nos pillan generalmente de esta manera “desprevenida”. En general tenemos la oportunidad de prevenir los conflictos normales que enfrentamos a diario, pero aquellos conflictos para los cuales no nos podemos preparar y que nos causan esta sensación de desamparo, esta inhabilidad de reaccionar, esencialmente crean un choque pánico. Estos conflictos los denominamos conflictos biológicos.

    En 1978 se me desarrolló un cáncer testicular de tal conflicto biológico, un así llamado "conflicto de pérdida." Como jamás había estado seriamente enfermo, me preguntaba si es que mi condición no tendría algo que ver con la muerte de mi hijo. Tres años más tarde, como jefe de medicina interna en una clínica ginecológica-oncológica en la universidad de Munich tuve la oportunidad de estudiar pacientes femeninas con cáncer y de comparar mis hallazgos para ver si es que el mecanismo en el caso de ellas había sido similar al mío; si es que también ellas habían experimentado un choque tan terrible.

    Descubrí que todas ellas, sin excepción, habían experimentado el mismo tipo de conflicto biológico que había sufrido yo. Fueron capaces de recordar el choque, el insomnio resultante, pérdida de peso, manos frías y el comienzo del crecimiento de un tumor. Al mismo tiempo, mi punto de vista difería profundamente de los conceptos médicos prevalecientes en aquel entonces, y cuando les presenté estos descubrimientos a mis colegas; ellos me dieron un ultimátum: ya bien negaba mis descubrimientos o dejaba la clínica de inmediato.

    Lo que se presenta aquí ha sido traducido de una grabación alemana producida por Editorial "Amici di Dirk", Colonia, Alemania en 1992.

  • ¿Qué es Ser Bio Concientes?

    “No es descodificar un código de supervivencia”. ¿Cómo podría la Naturaleza cometer error alguno?

    Seguramente estamos comenzando a comprender que respondemos de manera sincrónica a estímulos e impactos externos que ingresan por nuestra psique y que ponen en marcha procesos bio-lógicos en respuesta de readaptación. Eso sí sucede y es entonces cuando todo el organismo que somos cambia, entra en alguna fase “modificada” respecto del normal ritmo vegetativo. Pero esto no quiere decir que cualquiera que tome los descubrimientos del Dr. Hamer y sus 5 leyes Biológicas, y los recargue con sus interpretaciones, con agregados que pierden de vista la esencia del real sentido que la Naturaleza le ha dado al proceso biológico en curso, esté ayudando realmente.

    En el circuito de estas personas que se valen del esfuerzo y sacrificio, tanto como de la rigurosidad científica del trabajo de hombres como Hamer y otros, sólo se esconde un deseo egóico de manipulación y más poder. Estos personajes se hacen de las bases de estos descubrimientos como si les fueran propias, las “camuflan”, un poco con “maquillaje artístico”, y, con gran astucia, engañan a las gentes necesitadas de soluciones con sus “innovadores métodos”.

    Esto es una clara muestra de la ignorancia de tales pretensiones, evidenciada por la concurrencia de las masas al facilismo y a las soluciones mágicas. Esto basta de prueba para ver que se trata de una simple moda pasajera, que naufraga por la superficie de la cuestión.
    La verdadera asistencia y acompañamiento radica en la devolución total de la libertad del paciente. Cuando uno comprende y puede “verse a sí mismo” desde la evidencia de la propia ignorancia, uno se hace libre.

    Ser Bio Concientes es darle lugar a una comprensión sincera acerca de cuál es nuestro lugar dentro de la Naturaleza. Es construir la humildad de aceptar que somos parte de un gran propósito cuya pulsión básica es la de la supervivencia de la especie en vías de la evolución. A partir de allí podemos comenzar a mirar con nuevos ojos y abrir las puertas de esa comprensión desde la perspectiva biológica. Aquí comienza recién el camino de las 5 leyes Biológicas.

  • ¿Es externo el disparador de un Programa biológico?

    No son las situaciones externas en sí mismas las que causan la enfermedad, sino la manera en que la persona reacciona ante las situaciones (Se trata del cómo lo vivo, que representa y determina el colorido del conflicto, su intensidad, magnitud y duración).

    Esto explica por qué, ante una misma situación, las personas reaccionan de forma distintas, ya que cada persona tiene una historia particular, unos valores, unas ideas, etc. que condicionan, o al menos influyen altamente en la manera de reaccionar ante las circunstancias.

    De modo que la comprensión de la Nueva Medicina le permite al individuo saber a ciencia cierta las consecuencias posibles de los traumas que pudiera sufrir. Esto sin dudas reduce el miedo (hasta lo elimina) y deja a la persona en mejores condiciones ante un shock. De este modo este nuevo conocimiento es sin dudas un gran “amortiguador” del impacto de los conflictos biológicos, pudiéndose atenuar o hasta evitar el desencadenamiento de un Programa biológico.

    Recordemos que el sentido biológico de estos SBS es el de garantizar la supervivencia de la especie. Cuando ésta no se ve amenazada, porque no se percibe de ese modo por el individuo, no se encienden estos programas de la Naturaleza.

  • ¿Sabías que los hongos, micobacterias y bacterias son aliados del organismo que "operan" en la fase de resolución de conflicto?

    Durante los primeros 2,500 millones de años, los microbios eran los únicos organismos que habitaban la Tierra. Eventualmente, los microbios habitaron gradualmente al organismo humano en desarrollo. La función biológica de los microbios era mantener los órganos y tejidos en un estado saludable. Durante todas las épocas, microbios como bacterias y hongos, han sido indispensables para nuestra supervivencia.
    En "Normotonía" (antes de un SBS) así como durante la fase de conflicto activo, los microbios están latentes. Sin embrago, en el momento que el conflicto se resuelve, los microbios que residen en el órgano relacionado con el conflicto, reciben un impulso del cerebro para asistir al proceso de curación que ha sido puesto en movimiento.

    La forma en que los microbios ayudan al proceso de curación está en completa concordancia con la lógica de la evolución. ¿Sorprendido?
    HONGOS Y MICOBACTERIAS (Bacterias de Tuberculosis o TB) son los microbios más antiguos. Ellos operan exclusivamente en órganos y tejidos controlados desde el CEREBRO ANTIGUO (tronco cerebral y cerebelo), que son de origen endodérmico o del antiguo cerebro mesodérmico.
    Durante la fase de curación, hongos como Candida albicans, o mico bacterias, como el bacilo tuberculoso (TB), descomponen las células que sirvieron un propósito biológico durante la etapa de conflicto activo.

    Como "micro-cirujanos" naturales, los hongos y las mico bacterias remueven, por ejemplo, tumores de colon, tumores de pulmón, tumores de riñones, tumores de hígado, tumores glandulares de mama, o melanomas que ya no se necesitan más.
    Si los microbios que son necesarios han sido erradicados, por ejemplo a través del uso excesivo de antibióticos o "Quimio", el tumor se encapsula y permanece en el lugar sin posterior división celular.

    BACTERIAS (que no son micobacterias) operan exclusivamente en órganos y tejidos controlados desde la SUSTANCIA BLANCA, cuyo origen es el nuevo cerebro mesodérmico. Durante la fase de curación estos tipos de bacteria ayudan a rellenar y reponer la pérdida de tejido que tuvo lugar durante la fase de conflicto activo.

    En lo que a "virus" se refiere, en Nueva Medicina preferimos hablar de "virus hipotéticos", ya que últimamente la existencia de los virus ha sido puesta en tela de juicio. La falta de prueba científica frente a la afirmación que virus específicos causan “ infecciones” específicas está acorde con los anteriores hallazgos del Dr. Hamer, a saber, que el proceso de reconstrucción de tejido controlado por la corteza cerebral de origen ectodermico, por ejemplo de la epidermis de la piel, el cuello del útero, el recubrimiento de los ductos biliares del hígado, el recubrimiento del estómago, el recubrimiento de la mucosa bronquial o la membrana nasal, ocurre aun en la ausencia de virus. Esto quiere decir que la piel se cura sin el “virus” del herpes, el hígado sin el “virus” de hepatitis, la membrana nasal sin “la gripe”, y así sucesivamente.

    En vista de la Cuarta Ley Biológica, los microbios no pueden ser más considerados la causa de las "enfermedades infecciosas". Con el entendimiento que los microbios no causan enfermedades pero en su lugar juegan un rol beneficioso en la fase de curación, el concepto de
    un sistema inmunológico, visto como un sistema de defensa contra los “microbios patógenos” se torna sin sentido.

    Dr. Ryke Hamer

  • Dr. Hamer, ¿pudiera usted explicarnos, en términos simples, los criterios esenciales de la Ley Férrea de las enfermedades (Primera Ley Biológica)?

    La Ley Férrea es una ley biológica. Cumple con tres criterios. El primero es que cualquier cáncer o enfermedad oncoequivalente es iniciada por un DHS. Es decir, un evento de choque conflictivo sumamente severo, altamente agudo, dramático, que a uno lo aísla y que se manifiesta simultáneamente en tres niveles:
    en la psique
    en el cerebro
    en el órgano

    El DHS es el Síndrome de Dirk Hamer. Lo llamé así porque el choque de la muerte de mi hijo me causó el cáncer testicular. Este DHS se ha convertido en el foco principal de la Nueva Medicina Germánica.

    En cada caso particular de enfermedad, nos corresponde trabajar en forma concienzuda para encontrar el DHS con todas sus variables. Tenemos que remontarnos en el pensamiento al evento mismo para entender por qué alguien se ve afectado por este problema-conflicto biológico; la razón por la que fue tan traumático, por qué no hubo nadie con quien discutirlo y por qué fue un problema.

    Un buen doctor debe ser capaz de transferirse al alma misma de un niño, de un anciano, de una muchacha joven o incluso de un animal en el momento de un DHS. Solo entonces será capaz de descubrir el conflicto biológico y distinguirlo de cientos de otros problemas.

    ¿La LFC tiene otros dos criterios?

    Sí. El segundo es que en el momento del DHS el contenido del conflicto determina el FH (foco de Hamer), que es el lugar específico en el cerebro, y la ubicación del cáncer o enfermedad oncoequivalente en los órganos del cuerpo.

    Cada conflicto tiene un contenido específico que se define exactamente en el momento del DHS. El producto/resultado del contenido del conflicto es ‘asociativo’, lo que quiere decir que sucede inconscientemente y por lo tanto pasa desapercibido por nuestra comprensión consciente. Por ejemplo, un chófer involucrado en un accidente, cuyo camión pierde todo el petróleo o leche que llevaba como carga, son ejemplos de conflictos típicamente relacionados con ‘agua-líquido’. La asociación del choque del accidente causa un conflicto biológico relacionado con ‘agua-líquido’ que se evidencia como una enfermedad específica, un cáncer del riñón.